IMG_5912

Una alternativa a los típicos canelones. Esta vez Niceto los hizo de calamar y tinta. No tiene mucho misterio. Niceto coció y secó las placas. Troceó las anillas de calamar en trocitos muy pequeñitos y los salteó con cebolla y pimiento, muy picados. Añadió un poco de salsa de tomate y, cuando estaba la mezcla bien sabrosa, echó la tinta de calamar (un sobre). Dejó reducir unos instantes y ya tenía el relleno perfecto para los canelones.

Con un pincel, aprovechó la salsa de la mezcla y pintó la base del plato. Colocó los canelones y los volvió a pintar por arriba. Estaban riquísimos y eran muy bellos. Buena idea. Diferente.

Síguenos en Twitter Sigue ‘Las Cosas de Niceto’ en Twitter

Anuncios